Tomás Guanipa deja embajada en Colombia para dialogar con Maduro

Dijo que asume nuevos retos que van desde la negociación para sacar de la crisis de Venezuela hasta la lucha por el derecho a elegir

EL VENEZOLANO COLOMBIA

Tras ratificarse el proceso de negociación entre el régimen de Nicolás Maduro y la oposición venezolana, liderada por Henrique Capriles, el embajador de Juan Guaidó en Colombia, Tomás Guanipa, anunció su renuncia al cargo que ostentó desde noviembre de 2020.

Guanipa, secretario general del partido Primero Justicia (PJ), fue designado junto a Stalin González, representante para la negociación que tendrá como sede el país de México.

Una vez se conoció de su designación y su renuncia a la embajada del gobierno interino de Venezuela, Tomás Guanipa publicó en sus redes sociales un balance de su gestión mientras estuvo al frente de la delegación diplomática y expresó su agradecimiento al gobierno de Iván Duque por apoyar el rescate de la democracia.

LOS TRINOS DEL EXEMBAJADOR

“Hoy @Pr1meroJusticia anunció a través de @hcapriles que me ha designado como representante ante la negociación que se iniciará el día viernes en México entre los factores de la unidad democrática y el régimen de Maduro”, así abrió un hilo en Twitter el exembajador.

El dirigente político dijo que “Durante los duros momentos de pandemia y con el apoyo del gobierno de Colombia logramos atender a 250 mil familias con ayudas de alimentos para nuestra migración vulnerable”.

Entre otras de sus gestiones, Tomás Guanipa enumeró que “avances en materia de regularización para nuestros migrantes. Trabajamos con el gobierno de Colombia un acuerdo para la sustitución de las apostillas para los títulos universitarios que entrará en práctica en los próximos días”.

De su designación, manifestó que “asumimos nuevos retos, que van desde la negociación para lograr una salida a la crisis que hoy vive Venezuela así como impulsar la lucha por el derecho de los venezolanos a elegir”.

NO ES DIALOGO ENTRE DOS GOBIERNOS

Este miércoles 11 de agosto, Henrique Capriles dijo previamente que las negociaciones en México serán entre el Ejecutivo de Nicolás Maduro y la oposición, y no entre dos Gobiernos, tal y como ha especulado parte del antichavismo, que dice ostentar una «presidencia interina».

«El proceso de negociación es entre la oposición y Maduro, no es entre dos Gobiernos, es entre el Gobierno de Maduro que controla el poder y nosotros que somos la oposición», dijo Capriles en una rueda de prensa.

La oposición venezolana busca en este proceso «condiciones» para participar en elecciones «libres, justas y transparentes», la liberación de presos políticos y la entrada de ayuda humanitaria.

Por su parte, Maduro exige que, además del levantamiento de sanciones, se incluya el «reconocimiento de las autoridades legítimas de Venezuela», la «renuncia a la violencia» y «que se incorporen todas las oposiciones».

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba