Ahorro grupal, una oportunidad económica para migrantes venezolanos

• La estrategia denominada Grupos de Ahorro Local (GAL), se implementó en Riohacha y Valledupar y benefició a 157 personas.

EL VENEZOLANO COLOMBIA | EL HERALDO

Con el propósito impulsar el ahorro formal y la educación financiera, 157 personas en Riohacha y Valledupar formaron parte de la metodología Grupos de Ahorro Local (GAL), apostando a la inclusión financiera de la población migrante proveniente de Venezuela y población de acogida. Estos grupos lograron ahorrar cerca de 21 millones de pesos.

La metodología GAL es una estrategia apoyada por la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID), desarrollada dentro del programa de Iniciativa de Finanzas Rurales (IFR), que busca —a través de la inclusión financiera—, acercar a la población migrante proveniente de Venezuela al sistema financiero colombiano.

También impulsa la práctica de hábitos de ahorro, el emprendimiento, una adecuada administración del dinero, el empoderamiento personal y el fortalecimiento de lazos de confianza, trabajo en equipo y participación.

La ejecución de esta metodología tuvo una duración de 10 meses aproximadamente, entre fortalecimiento organizacional e implementación en campo, y dio como resultado un total de 17 grupos de ahorro conformados: ocho en Riohacha y nueve en Valledupar, integrando así a 31 hombres y 127 mujeres, entre migrantes, retornados y comunidad de acogida (el 70 % eran migrantes venezolanos y colombianos retornados y el 80 %, mujeres), de los cuales el 76% llegaron a la bancarización con cuentas de ahorro formal, reflejadas en 120 cuentas de ahorro activas en la plataforma Movii, con un registro total ahorrado de $20’627.000 entre todos los grupos. 

Asimismo, la metodología GAL incluyó la realización de actividades económicas como venta de postres, comida rápida, accesorios y servicios, que semana tras semana fueron realizadas por los participantes a partir de una inversión inicial de un capital semilla que se encontraba entre los 30.000 y 70.000 pesos. 

GANANCIAS SOBRE LOS 3 MILLONES DE PESOS

De esta serie de actividades, se obtuvo un total de ganancias de $3’191.000, que impulsaron el aumento de los intereses de ahorro de cada participante. Esta dinámica evidenció entre los miembros de grupo la importancia del emprendimiento para trazarse metas financieras que les permitan mejorar su calidad de vida.

Juliana Paola Martínez, migrante de Venezuela y participante de uno de los grupos en Riohacha expresó que “el GAL contribuye a la libertad financiera para cumplir nuestros sueños y metas. En este proceso he aprendido a tener disciplina financiera y noté que no estaba ahorrando de la forma correcta, cosa que retrasaba poder cumplir mis propósitos”.  Ella se desempeña en el área de belleza prestando servicio a domicilio y su meta a largo plazo es tener un salón spa para niños y adultos; su ahorro en el GAL lo está enfocando en hacer realidad este propósito.

El socio implementador de las comunicaciones de esta estrategia es la Asociación Salto Ángel, lo cual permitió llegar a las comunidades quienes al conocer que un proceso de formación en educación financiera estaba por comenzar se dieron la oportunidad de conocer la metodología a través de encuentros de socialización donde de manera dinámica conocían el proceso mediante su reglamento y establecían metas a corto plazo que se alcanzarían con lo ahorrado.

Según explica Maybelys Ávila, quien es colombo-venezolana y cuando vino a las tierras de sus padres, quiso apoyar a los migrantes venezolanos y su integración en La Guajira, los participantes motivados, especialmente, por el tema de inclusión financiera y el fomento al hábito de ahorro, abrieron las puertas de sus comunidades para llevar a ellos la metodología. En su mayoría, estos estaban vinculados a otros procesos liderados por la Asociación Salto Ángel y a través de su voz a voz lograron llegar a 157 personas.

Esta experiencia práctica de educación financiera y hábitos de ahorro se extendió a Valledupar, capital del departamento del Cesar, a través de la Fundación Venezolanos en el Exterior-Funcenex- quienes, como aliados estratégicos de Asociación Salto Ángel, lograron implementar la Metodología GAL en esa zona del país aportando al proceso nueve grupos conformados.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba