Japón hace una contribución de 37,1 millones de dólares EE.UU. en apoyo a las operaciones de la OIM en 2021

• La contribución del Gobierno de Japón también ayudará a estabilizar a las regiones por medio del desarrollo de la capacidad de varios gobiernos en lo atinente a la gestión humanitaria de fronteras

EV COLOMBIA | OIM

El Gobierno de Japón ha asignado 37.100.767 dólares EE.UU. para apoyar las operaciones de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) en 2021. Estos fondos servirán para que la OIM implemente proyectos a fin de ayudar a migrantes vulnerables, incluyendo personas desplazadas, refugiados, retornados y comunidades afectadas por la COVID-19, al igual que por otras crisis y conflictos en el resto del mundo.  

La contribución del Gobierno de Japón también ayudará a estabilizar a las regiones por medio del desarrollo de la capacidad de varios gobiernos en lo atinente a la gestión humanitaria de fronteras.

Más del 40 por ciento de la contribución será usada para apoyar los programas de la OIM en África Subsahariana; un 35 por ciento en el Medio Oriente y en el Norte de África y Europa; un 20 por ciento será usado en Asia.

OIM AGRADECE APOYO

El Director General de la OIM, António Vitorino, expresando su agradecimiento por una contribución tan generosa dijo que “La OIM está muy agradecida por el constante apoyo de parte del Gobierno de Japón.

En tiempos de COVID-19 esta contribución permitirá que la OIM pueda brindar asistencia vital a las poblaciones móviles que deben enfrentar la pandemia de COVID-19, además de otras crisis en curso. El generoso apoyo de Japón también ayudará a los gobiernos que ofrecen respuesta a otros tipos de dificultades, en las áreas de gestión de fronteras, salud y  generación de medios de subsistencia”.

El generoso apoyo de Japón también ayudará a los gobiernos que ofrecen respuesta a otros tipos de dificultades, en las áreas de gestión de fronteras, salud

Entre las actividades financiadas por el Japón pueden mencionarse el mejoramiento de las capacidades de los gobiernos para la gestión integrada de las fronteras y para desarrollar la capacidad de los gobiernos en las respuestas sanitarias, en especial en los puntos de acceso y en las zonas de frontera.

En regiones afectadas por conflictos, las poblaciones desplazadas también han sido severamente afectadas por la COVID-19. Esta generosa contribución permitirá a la OIM mitigar el impacto negativo sobre las poblaciones móviles y desarrollar una base para recibir asistencia tras la crisis provocada por la pandemia de COVID-19. 

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba